La conocida Normativa básica de Autoprotección (NBA) a nivel estatal o el Decreto 30/2015, a nivel autonómico para Catalunya, nos exige la redacción de un plan de autoprotección que garanticen una actuación ordenada y coherente, dentro de los límites en caso de catástrofes y situaciones extremas.

La necesidad o no de tener en nuestra instalación o actividad un PAU, ya sea local o de ámbito superior, nos lo marcan dichas normativas. El objetivo principal es tener una previsión de los riesgos que se pueden sufrir en la instalación, prevenirlos, planificar la actuación, intervenir, formar e informar a los posibles afectados sobre la actuación en cada caso, por último rehabilitar la situación para llegar a la normalidad. Además uno de los puntos importantes del PAU es garantizar la integridad de éste dentro de otros de ámbito superior.

 

 

 

 

 

 

 

  

e-SCENTIA pone a su disposición técnicos acreditados para la redacción de Planes de Autoprotección de nivel A, B y C.